martes, 29 de diciembre de 2015

Monte limpio, monte sucio

Con este título, "Monte limpio, monte sucio", se encabezaba un articulo aparecido en el diario La Nueva España el pasado 26 de diciembre, en el que el periodista de siglas E.G. nos resumía en dos imágenes y "con absoluta veracidad lo que estaba ocurriendo aquí". Supongo que se refiere el señor E.G. al motivo por el cual, desde el pasado sábado se ha calcinado gran parte del occidente asturiano. 

Como prueba irrefutable de sus afirmaciones, E.G. nos muestra dos fotografías que según él representan un bosque cuidado y otro dejado "al albur de la naturaleza" y quiero suponer, aunque en ningún momento lo menciona, que el bosque sucio se quema mientras que el limpio no.  


Lo primero que llama la atención es el concepto de limpieza y suciedad que tiene el autor, que a la vista de las imágenes, parece que equipara a orden y desorden, respectivamente, ya que en ninguna de las imágenes se aprecia suciedad alguna. entendida como inmundicia o porquería, normalmente de origen humano.


Con el fin de aclararle al señor E.G. el concepto de suciedad, le adjunto la anterior fotografía de uno de los múltiples vertederos ilegales que aún se pueden encontrar "aquí", en nuestros campos y montes y que están compuestos básicamente de neumáticos usados, compresas, envases multicolores, muebles viejos y demás residuos humanos.

Lo que el señor E.G. y mucha gente entiende por suciedad es cualquier tipo de vegetal que forme parte del sotobosque y el matorral, o sea, todo lo que no sean árboles. Conviene recordar, aunque ya resulta un poco cansino, que un bosque no es solo un montón de árboles, sino que un bosque es un ecosistema complejo, compuesto de árboles, arbustos, formaciones herbáceas, pero también madera muerta, microorganismos y numerosos animales. Esas formaciones vegetales no arbóreas son fundamentales para el mantenimiento de una fauna característica y ese sotobosque, suciedad según el autor del artículo, también aporta nutrientes y protección a las semillas de los árboles que permiten que el bosque se regenere y evolucione.

Bosque afortunadamente "dejado al albur de la naturaleza"

En segundo lugar llama la atención el concepto que tiene el autor de lo que es un "bosque", ilustrándonos con una imagen de una plantación de pinos, que podría sustituirse perfectamente por una plantación de berzas o de nabos, ya que su significado ecológico y económico es el mismo, eso si, "cuidada, mantenida, limpia, saneada", como una gallina sedosa del Japón. Como imagen de bosque sucio, o "monte sucio" como literalmente escribe el autor, nos adjunta una fotografía de un eucaliptal, que probablemente no esté en explotación porque tras unas pocas cortas ya no es rentable y se ha abandonado.

Las dos fotografías del artículo poco tienen que ver con un bosque, eso si, tienen que ver bastante con los incendios, y no precisamente por la supuesta suciedad que describe el autor, sino porque ambas especies son altamente inflamables, tanto por la presencia de resina en los pinos, como por la de alcoholes y aceites en los eucaliptos. No es de extrañar que la mayoría de los incendios tengan lugar en estas plantaciones, mientras que los bosques autóctonos maduros sufren menos (se puede leer un interesante artículo sobre el tema en este enlace).

Plantación "limpia" de eucaliptos ardiendo el pasado fin de semana. Foto: EFE

Confundir un bosque con una plantación es un error bastante común, y muchas veces interesado, así como equiparar un bosque a un jardín, en el que el ser humano se encarga de segar, podar, desinfectar. Aunque ya resulta tedioso y ya se ha repetido mil veces, ni una plantación es un bosque ni un bosque es un jardín.

En cuanto a la conclusión del señor E.G. de que ha dado con el origen de los incendios, hay que recordarle que el origen de los mismos es, en el 90% de los casos, un mechero y un individuo que lo enciende, y no un matorral que arde por arte de magia. La solución para evitar los incendios no es transformar los bosques en cuidadas plantaciones de pinos, sino en dejar de una vez de justificar las quemas y a los que las producen, así como reconsiderar la actual política forestal de la franja cantábrica, que se ha convertido en un monocultivo continuo de plantaciones de eucaliptos y pinos. Tampoco estaría mal que empezáramos a llamar a las cosas por su nombre, a los eucaliptales, plantaciones y a los incendiarios, delincuentes.

26 comentarios:

  1. ¡Zas en toda la boca! La ignorancia de estos periodistas es suprema, y me imagino que también la de los lectores de semejante periodicucho (con ese nombre, hasta miedo me da, como si hubiera una nueva España, y es la misma m... de siempre, por desgracia).

    Seguimos siendo un país de incultos manipulables.

    José

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No solo la prensa, yo no paro de escuchar los mismos argumentos en todos los sitios. Parece que ya está asumido que el monte se quema solo. Por el viento, por la suciedad o porque no llueve.
      un saludo

      Eliminar
  2. Muy bueno David .... totalmente de acuerdo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Esto me recuerda a cuando "limpian el río", no de la porquería que tiramos o de los contaminantes, sino de todo lo que lógicamente arrastra de forma natural.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es exactamente el mismo argumento, lo que no me explico es como la naturaleza se pudo mantener sin "nuestra ayuda" durante millones de años.

      Eliminar
  4. Buen artículo. Me recordó a la célebre frase del entorno rural asturiano que dice: "Hay que limpiar, porque si no lo limpias, se hace monte..."

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, lo que pone el amigo E.G., dejándolo "al albur de la naturaleza".
      un saludo

      Eliminar
  5. Cojonudo, pero el señor es siempre E.G. y no E.R.

    Y ya que lo menciono, ¿por qué diantres estos manipuladores no ponen su nombre completo?¿Temen algo?

    ResponderEliminar
  6. no soy tecnico forestal, ni conozco a fondo la compleja situacion del mundo rural en asturias o galicia pero hay que pensar que quien da fuego a un bosque es porque piensa tener un beneficio a corto o medio plazo (a no ser que esté enfermo) y ahí puede haber intereses en la madera, urbanísticos, ayudas de la pac, pastos, ventas y otros; y ahí es por donde hay que atacar el problema
    El bosque va cambiando y el clima y los aprvechamientos (valor de la madera, ganadería extensiva desapareciendo...) y los cultivos próximos al monte y las actividades lúdicas...Alguien ha visto ayudas para cultivos no rentables que protejan o hagan de cortafuegos, por ejemplo viñas, olivos, almendros, patatas o culaquier cultivo que no deje residuos que ardan (cereal, por ejemplo)?
    En Navarra hay montes de gran valor que dependían de los pueblos de alrededor. Se puede ver como se han cuidado hasta hoy :ver Urbasa, Andía, Irati, etc

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo triste es que haya que ponerle un valor en euros al bosque para que la gente empiece a creer que puede ser útil protegerlo o al menos no talarlo. Todo mercantilizado. ¿Donde está la conciencia, la humanidad, la cultura? Y ya estamos en el siglo XXI...

      José

      Eliminar
  7. Es demencial lo que está pasando este año. No se que hace falta para concienciar a la mayoría dela población rural, para que denuncien a los que muchas veces saben actores de estos atentados. Y un compromiso por parte de la administración, para que al final se impongan sentencias y se apliquen las cuarentenas.
    Información veraz y contrastada como encontramos en tu blog, hace mucho bien para que la gente ajena a este mundo sepan la verdad y no la manipuladae indocumentada de buena parte de la prensa prensa

    ResponderEliminar
  8. Esto es lo que puse ayer en un twitter,y que mas o menos esta en sintonia con lo que tu dices en el articulo:"Desgraciadamente hay quien le hecha la culpa al bosque(por ser bosque denso y natural) de lo que es culpable el hombre ...."

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son los que se creen que roturando,desbrozando,destrozando el monte se va a terminar con los piromanos asesinos... Que no se os olvide que el 99% de los incendios son provocados por nuestra especie..... Nuestra especie es la que esta ocasionando con sus malas practicas la destrucción del medio

      Eliminar
  9. "En segundo lugar llama la atención el concepto que tiene el autor de lo que es un "bosque", ilustrándonos con una imagen de una plantación de pinos, que podría sustituirse perfectamente por una plantación de berzas o de nabos"

    Me he estado riendo un rato... y eso que el artículo es más bien para como mínimo dejarla a una pensando entristecida... En fin, no hay más que decir, ya lo dicen todo los medios de comunicación.

    ResponderEliminar
  10. Mientras quemar el monte siga siendo rentable para algunos, esto seguirá sucediendo.....
    Mientras quienes tienen los medios para cambiar las leyes, sigan cautivos de aquellos a quienes lo único que les interesa del medio ambiente es el beneficio económico que pueda generar.....,esto seguirá sucediendo....
    Mientras pensemos que la solución son los castigos ejemplarizantes, imposibles de realizar justamente, porque a los únicos que van a poder castigar, los que acabarán pagando el pato, serán campesinos humildes e ignorantes tanto de la ley, como del riego de una actividad que llevan realizando décadas en el desarrollo de sus labores habituales, la quema de rastrojos, mientras los verdaderos delincuentes campan a sus anchas porque es simplemente imposible "cazar" a alguien que tira una cóctel molotov desde un coche en marcha en una pista o en una carretera, o pone una carga incendiaria con retardo, que actuará cuando ellos estén bien lejos......, esto seguirá sucediendo.....
    Mientras se pague con dinero público la sustitución, fruto de la quema, de masas boscosas por pastos....., aunque sea con un plazo diferido de un año......, esto seguirá sucediendo....

    Mientras no se promulguen, articulen, doten presupuestariamente y binden suficientemente, leyes que hagan que quemar el monte o destruir el medio natural no sea rentable jamás, en ningún caso y para nadie......, esto seguirá sucediendo.

    Mientras quienes tienen en su mano evitar que esto - los incendios - sea rentable, sigan pensando que la única utilidad real del monte es la explotación forestal o agropecuaria......, esto seguirá sucediendo.

    Mientras se siga apoyando a quienes lo único que ven el el medio natural es un posible beneficio económico y en virtud de ello dictan leyes que dan lugar, de modo directo o indirecto, a su destrucción......, esto seguirá sucediendo.

    Confundir un monocultivo con un medio natural, solo retrata a quien lo mantiene........ Y nada tiene que ver con la causa real de que nuestros montes ardan.

    Pero bueno, ya deberíamos estar acostumbrados a este tipo de personajes, dedicados a justificar lo injustificable..... Desde mi punto de vista - y lo siento si sienta mal a alguien - es una forma más de apología del terrorismo, porque quienes destruyen el medio natural para beneficio propio, sin importarles lo mas mínimo el daño que causan no solo al patrimonio natural, flora, fauna y paisaje, sino a propiedades y personas, así como el riesgo para muchas vidas que suponen las labores de extinción y el coste económico de las mismas...., esos, solo pueden ser considerados como terroristas.

    Un saludo y mi felicitación y agradecimiento por el artículo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy completamente de acuerdo contigo.
      El Medio Ambiente,la Naturaleza en este país esta en manos de los mismos que la están destruyendo y no en manos de los que la quieren conservar.Yo vivo en el medio rural y veo bastante a menudo como los cazadores,para mi pistoleros,campan a sus anchas matando lo que les da la gana,muchas veces especies protegidas,poniendo lazos y envenenando el campo.O como los agricultores envenenan con los plaguicidas,que han acabado con los aviones que anidaban en el alero de mi tejado y con las colmenas que tenia.También los ganaderos,que a parte de masacrar al lobo,sin ningún tipo de justificación,contaminan los manantiales con los purines que muchas veces contienen restos de antibióticos,y aquí nadie hace ni dice nada para educarlos y que cambien,todo lo contrario,se les premia con subvenciones y o ayudas comunitarias,y se les deja seguir degradando y contaminando a cambio del rédito político y económico.
      Afortunadamente ya apenas se realizan quemas de rastrojo,pero si se sigue prendiendo fuego al monte para pastos,y los guardas que los han denunciado han sido amenazados y finalmente trasladados por la administración que defiende mas al cacique terrateniente que al funcionario,que al final se convierte en un instrumento de los políticos de turno que solo buscan el poder por encima de la conservación...
      Yo siempre he dicho que mientras la gestión y la protección del Medio Ambiente(Naturaleza)recaiga sobre los que solo ven dinero y poder en ella,no habrá solución....

      Eliminar
    2. No es lo mismo querer que la Naturaleza(el Medio Ambiente)viva,que es lo que queremos los conservacionistas de verdad,a querer vivir de la Naturaleza que es lo que quieren algunos(muchos falsos conservacionistas).....

      Eliminar
  11. Algunos engaños son demasiado sistemáticos y sofisticados para poder considerarlos errores o ignorancia.

    ResponderEliminar
  12. Cierto, muy buen artículo. Un saludo del equipo www.verticaliavalencia.es

    ResponderEliminar
  13. El artículo es elocuente y casi obvio. Da igual,ayer se hizo una fiesta de agradecimiento a los ganaderos salvadores del fuego , pidiendo que se encuentre a los culpables. Si eso se hace, sería curioso ver pasar por el juzgado, puede ser, a alguno de esos ganaderos vitoreados. En cuanto a los conceptos de bosque sucio y limpio, esto ya parece de Barrio Sésamo: vamos a tener que explicar la diferencia entre sucio y limpio como a los niños. En LNE ha leído estos días varias opiniones sobre gestión forestal de gente autorizada, periodistas, abogados y economistas, todos ellos avezados naturalistas, como su filiación profesional indica. Oye, ¿como no le pidieron a un abogado (los periodistas de las tertulias ya lo hacían) la solución a la crisis del évola, total aquí cualquiera sabe de todo y puede escribir en un periódico lo que venga en gana. Y el presidente del Principado, en plena crisis de incendios, por Madrid a ver qué pilla de los despojos de Pedro Sánchez, a Asturias que le den, que no es su problema. No nos queda otra que la didáctica paciente, porque, los hechos confirmarán los que decimos, pero no se si a tiempo de salvar el monte.

    ResponderEliminar
  14. Muy bueno, David. Si ya eres un buen biólogo, como divulgador no tienes precio. Te entiendo perfectamente y los que llevamos ya muchos años peleando contra esta lacra, nos ponemos del hígado ante comentarios de los "expertos" de siempre en LNE. Todo sea por seguir manteniendo el clientelismo político en el medio rural a través del fomento de las burbujas de las vacas y los eucaliptos en los montes asturianos. Burbujas que, como la inmobiliaria, un día nos reventarán en los morros: conseguirán terminar con la agroganadería y la selvicultura realmente sostenibles. Mientras sufrimos sus terribles efectos secundarios en forma de incendios, año tras año, ¡señores!, que esto no es nuevo, que vivimos en una CC.AA. donde desde hace décadas nos instalamos en un media de 2000 incendios anuales y sólo vemos la repercusión mediática cuando algún sufrido "guardián del paraíso" las pasa canutas por la obra de su vecino.

    Luisma A. Cuetos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Luisma, este es un tema que me cabrea especialmente y me imagino que al ti más, que llevas muchos años trabajando con investigación de incendios. Si ya es una vergüenza el tratamiento que le dan los medios es aún más impresentable el que le dan los políticos que no se atreven al señalar a los culpables aunque lo sepan y todo por no perder el valioso oto rural, que para eso en Asturias hay tres circunscripciones electorales, para dar más peso al voto de las alas. Escuchar las declaraciones del señor Fernández el día que empezaron los fuegos, que además era jornada de reflexión, fue algo vergonzoso.
      Entre eso y el miedo al denunciar al vecino que prende fuego y al que todos conocen, estamos arreglados.
      Un abrazo

      Eliminar

Todo el mundo es libre de expresar sus opiniones, pero os agradecería que no escribieseis comentarios anónimos, al menos para tener un nombre al que dirigirse al establecer una conversación. Si no teneis una dirección de correo que permita poner el nombre al inicio, podéis firmalos al final del texto.

No admitiré insultos, el que insulte, falte al respeto a los demás o pretenda hacer de este blog una tertulia de tele5, que sepa que sus comentarios serán eliminados.

Gracias

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...