Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

miércoles, 17 de mayo de 2017

Curso de ética periodística para periodistas sin ética

Cuando hace unos años comencé con este "curso de ética periodística" la intención era por una parte criticar la falta de rigor en el tratamiento de algunos temas relacionados con la biología y el medio ambiente y por otra parte usar el humor como herramienta, ya que por propia salud mental era mejor tomarse a risa ciertas cosas que en el fondo no tenían ninguna gracia.

En muchos de los casos, los artículos que habían sido objeto de este "curso" eran escogidos porque el periodista encargado de cubrir la noticia o no tenía ni idea de lo que hablaba o no aplicaba alguno de los principios básicos del periodismo, principalmente el contraste de los datos acudiendo a las fuentes precisas o la confusión, premeditada o no, entre información y opinión. En los artículos analizados se usaban armas tan vulgares como el miedo, la alarma social o la exaltación patriótica, para conseguir que una noticia, la mayoría de las veces completamente trivial, fuera leída por el mayor número de personas posible.


viernes, 12 de mayo de 2017

Incendios, acotamientos y Brigadas de investigación

Hace ya un par de semanas que Asturias ardió por los cuatro costados. Como había ocurrido en diciembre de 2015, cuando a las puertas de la navidad el occidente de la provincia se convirtió en un infierno. Un infierno que se llevo por delante cientos de hectáreas de monte y puso en peligro las vidas de muchos vecinos y de los bomberos que fueron a sofocar los múltiples focos que se encendieron en solo un par de horas.


Al igual que aquel fatídico diciembre, se culpó al calor y al fuerte viento de ser los causantes de los incendios, cuando lo único que había provocado la meteorología, tal como se confirmó más tarde, fue proporcionar las condiciones idóneas para que los amigos del mechero y la cerilla hicieran el mayor daño posible. 

miércoles, 3 de mayo de 2017

Avutardas y sisones por los campos de Toledo

Hace un par de semanas pude disfrutar, gracias a la invitación de David Gómez, de una jornada en los Hides de Calera, observando y fotografiando aves esteparias. Para alguien del norte, como yo, acostumbrado a los montes y a la mar, siempre es una sensación extraña ver el paisaje de las llanuras de cereal, los campos de barbecho y las colinas suaves y onduladas que se pierden en el horizonte.


A las 6 de la mañana ya estábamos en el hide, yo en el mío y mi amigo Miguel en el suyo, unos centenares de metros más lejos. Las avutardas son aves muy tímidas y asustadizas y cualquier ruido o movimiento sospechoso es suficiente para que levanten el vuelo y se marchen para no volver a aparecer en todo el día, así que para poder observarlas hay que entrar en el hide cuando aún no ha amanecido y salir cuando el sol se ponga de nuevo.

martes, 18 de abril de 2017

El sapo partero, una rareza entre los anfibios

Los sapos parteros son sin duda unas de las especies más singulares dentro de los anfibios ibéricos, debido a su particular forma de reproducción. Aunque el cuidado parental no es algo demasiado inusual dentro de este grupo de animales, sobre todo en las especies tropicales, la mayoría de las especies de anfibios se limitan a poner sus huevos en las charcas para posteriormente desentenderse de ellos y de los renacuajos. 

En el sapo partero común (Alytes obstetricans), tras la puesta, el macho enrolla el cordón de huevos en sus patas traseras y lo transporta hasta que los renacuajos están a punto de eclosionar. Los machos pueden transportar las puestas de hasta 3 hembras distintas, por lo que pueden llegar a llevar más de 150 huevos a cuestas.


El pasado sábado, en los alrededores de una charca artificial formada en una cantera de pizarra, y gracias a las indicaciones de mi amigo Pablo Miki, localizamos varios ejemplares de partero que escondidos bajo las piedras esperaban a que oscureciera para empezar a cantar a coro. Entre ellos, un macho llevaba a cuestas una puesta a la que por su aspecto le faltaba muy poco para eclosionar.

martes, 11 de abril de 2017

El mirlo acuático y su especializada dieta

En un río del centro de Asturias, una pareja de Mirlos acuáticos (Cinclus cinclus) se afana en sacar adelante a su pollada. A menos de 500 metros aguas abajo, los pollos de otra pareja acaban de abandonar el nido y piden comida mientras saltan en el canal del viejo molino en el que sus padres han construido el nido. 


Con el pico repleto de larvas de invertebrados acuáticos, los dos padres ceban sin descanso y no pasa más de un par de minutos entre ceba y ceba. El mirlo acuático ha sabido encontrar un nicho trófico que ninguna otra ave ha sabido aprovechar. Solo las lavanderas cascadeñas (Motacilla cinerea) les disputan alguna presa, pero solo aquellas que están cerca de la superficie, porque las que se refugian bajo las piedras en el fondo del río son suyas. Aparte de los mirlos acuáticos, las truchas, las anguilas y los desmanes ibéricos, también encuentran en los macroinvertebrados acuáticos la base de su alimentación.

miércoles, 29 de marzo de 2017

Nutrias marinas

La nutria (Lutra lutra) es un mustélido que se distribuye por la región paleártica, y que en la Península ibérica era una especie muy frecuente hasta mediados del siglo XX. A partir de los años 50 del siglo pasado, la nutria sufrió un proceso de regresión que tuvo como consecuencia su extinción en numerosos lugares donde antes era abundante. Se han citado varias causas que podrían explicar esta situación, entre las que destacan la caza, la disminución de los recursos alimenticios, la destrucción del hábitat y la contaminación. Esta última causa parece que ha sido la más importante, tanto en nuestro país como en el resto de Europa, ya que en los análisis de los tejidos de varios ejemplares se encontraron valores muy elevados de compuestos organoclorados y pesticidas como el DDT (López-Martín y Ruiz-Olmo, 1996. 

A partir de finales de los años 80 del siglo XX, la nutria empezó a recuperarse y a ocupar muchos de los lugares de donde había desaparecido, y todo parece indicar que esta recuperación se debió sobre todo a la reducción de los productos contaminantes en la biosfera, y su presencia en los tejidos de las nutrias se redujo drásticamente (Ruiz-Olmo & Delibes, 1998).


Las nutrias son animales ligados a los ambientes acuáticos, desde la costa hasta la alta montaña. Aunque es más frecuente en hábitats dulceacuícolas, como ríos, lagos, marismas o embalses, en el Atlántico y en el Cantábrico ocupan también la franja litoral, pudiendo adentrase en la mar (Romero et al., 2008). 

lunes, 20 de marzo de 2017

Primero mataremos cormoranes, luego las garzas, las nutrias y los martines pescadores

Desde hace unos meses, la campaña de presión por parte de los pescadores deportivos hacía los depredadores fluviales ha aumentado de intensidad. Si hace unos años este colectivo pedía a la Administración asturiana que se mataran unos cuantos cormoranes grandes para "salvar" al salmón, ahora exigen que se mate a la mitad de la población de esta especie.

Hace más de una década que los agentes medioambientales matan cormoranes grandes siguiendo las ordenes directas de la Consejería de Desarrollo Rural y Recursos Naturales. Más de 2000 aves han sido abatidas según los cupos establecidos, a los que hay que sumar otras muchas más aves que al no recogerse no se han contabilizado y otras muchas que han muerto tiroteados por los furtivos

Cormorán grande tiroteado y no contabilizado en un río asturiano

Desde que comenzaron esas matanzas, el número de cormoranes invernantes ha permanecido prácticamente estable, pero la recuperación de los salmónidos no ha tenido lugar, tal como ya apuntaban los numerosos artículos científicos escritos al respecto en los que se afirmaba que esos controles no reducirían la densidad de aves (Carss, 2000; Chamberlain et al, 2013)  y que además, esas matanza no servirían para recuperar las poblaciones de salmónidos (Suter, 1995; Nagasawa, K. 1998). 

viernes, 17 de marzo de 2017

Ya es primavera para las víboras y los lagartos

Aunque oficialmente la primavera no llegará hasta el 20 de marzo, en el campo ya se nota el cambio de estación desde hace varias semanas. Muchas aves migradoras, como las golondrinas y los milanos negros han regresado de sus cuarteles de invierno y ya buscan los lugares donde nidificar. Y los que no se han marchado, como los reptiles, se desperezan del letargo invernal y aprovechan la subida de las temperaturas para salir de sus refugios y aprovechar los rayos del sol.


lunes, 13 de marzo de 2017

¿Es el lobo el principal problema de la ganadería?

Ayer se celebró en Madrid una manifestación convocada por más de 200 asociaciones que tenía como objetivo exigir la protección del lobo ibérico. Una manifestación a la que acudieron varios miles de personas (más de 30.000 según varios medios) y que pedía el cese de las matanzas de estos depredadores y la adopción de medidas efectivas que aseguren su conservación.

Los "controles" letales de lobos son la solución que ha adoptado la administración como respuesta a las protestas de los ganaderos, que acusan al lobo de poner en peligro su actividad, y con esa excusa, algunas comunidades autónomas como la asturiana, han aprobado un nuevo plan del lobo que tendrá una duración de 7 años que incluye el incremento de esas matanzas y que permitirá por primera vez que los cazadores particulares puedan matar lobos durante las cacerías, siempre que lo hagan "dentro de las zonas donde están permitidos los controles poblacionales de la especie". Algo completamente inaudito, ya que el lobo en Asturias no figura como una especie cinegética.

Pero el objetivo de esta entrada no es otro que el de poner sobre la mesa los datos oficiales y comprobar si este depredador es realmente el causante del declive de la ganadería, y si tal como dicen algunos ganaderos, el lobo y la ganadería no son compatibles y que "no exista otra solución que erradicarlo"


viernes, 3 de marzo de 2017

Las matanzas de depredadores como respuesta al chantaje son contraproducentes

En las últimas semanas hemos sido testigos de un alarmante aumento del furtivismo en Asturias, hasta el punto de que lo que hasta hace poco parecían unos pocos casos aislados empieza a resultar algo habitual. Pero no nos engañemos, el furtivismo nunca ha desaparecido de nuestros campos y montes. El uso de lazos y cepos, las escopetas o el uso de venenos, tanto en el monte como el río, nunca ha desaparecido. Aun así algo ha cambiado, si antes se mataba a escondidas, ahora el furtivismo se ha convertido en una forma de chantaje, una forma de decirle a la Administración que o matan ellos o mataremos nosotros.


En los últimos meses, los furtivos han matado un mínimo de seis lobos (tres el último fin de semana) y los han colgado de señales de tráfico o los han dejado en aparcamientos e incluso sobre los coches oficiales de los agentes medioambientales. Jaleados en las redes sociales, confirmando que hacer apología de un delito solo se persigue cuando conviene, y amparados por la aparente impunidad que produce que ninguno de los culpables haya sido detenido, no sería extraño que en las próximas semanas aparecieran más cadáveres.