sábado, 15 de mayo de 2010

Efecto de la sobrecarga ganadera sobre los anfibios en los Picos de Europa

Charca de Cortegueru, sin cerrar con acceso total para el ganado

Las charcas, ya sean temporales o permanentes, tienen una gran importancia para la mayoría de las especies de anfibios. A ellas acuden para reproducirse y en ellas se desarrollan las puestas y las larvas durante una de las fases más críticas de su vida. En los Picos de Europa muchas de esas charcas han sido usadas durante años como bebederos para el ganado, tanto vacuno como ovino y caprino. Además, en muchos lugares se han construído bebederos artificiales que pasados los años han llegado a formar parte del paisaje y que actualmente son utilizados por muchos anfibios.

En zonas bajas, donde hay abundancia tanto de charcas como de bebederos la presencia de ganado no suele resultar problemática. Pero a medida que aumenta la altitud, el paisaje se hace más abrupto y la vegetación es cada vez mas escasa. En esas zonas las charcas naturales son muy raras debido a la dificultad para que el agua se acumule en un sustrato cárstico y por eso el efecto del ganado sobre ellas es mayor.

La cabaña ganadera en el Parque Nacional de los Picos de Europa  ha experimentado un gran aumento en los últimos años, en gran parte debido a que está generosamente subvencionada al menos por tres vías: por estar dentro de un parque Nacional, por tratarse de ganado autóctono y por ser ganado de montaña.

 La laguna de Llaguseco, a 1890 msnm es muy sensible a la presencia de ganado

Este aumento de la cabaña ganadera tiene un gran efecto sobre los ecosistemas de montaña, sobre todo sobre la vegetación, ya que las vacas evitan el reclutamiento de muchas especies forestales al comer los árboles jóvenes. Pero además del efecto sobre la vegetación, la sobrecarga ganadera puede tener un efecto indirecto sobre las poblaciones de anfibios al afectar a las charcas donde estos se reproducen y donde se desarrollan sus larvas. Aparte del efecto directo que producen al consumir el agua, lo que acelera el proceso de desecación, la presencia de ganado y sobre todo de sus excrementos aumenta la cantidad de residuos nitrogenados que aceleran la eutrofización de las charcas.

En un estudio realizado por el grupo del Dr. Chandler Schmutzer, de la Universidad de Tennessee, y que ha sido publicado en la revista Freshwater Biology, se demostró que la diversidad y abundancia de anfibios era mucho mayor en aquellas zonas en las que no había ganado, básicamente por el impacto negativo de las vacas sobre la calidad del agua. Estos investigadores observaron que aparte del aumento de los residuos nitrogenados en presencia de vacas, la cantidad de detritus era mayor y la concentración de oxígeno disuelto era mucho menor en las charcas en las que había libre acceso para el ganado.

Charca de Fana con acceso limitado pero accesible


Charca de Pandecarmen con vallado permanente e inaccesible para el ganado

Debido a este impacto del ganado sobre las charcas de reproducción de los anfibios, se ha sugerido a la dirección del Parque Nacional de Picos de Europa que se cierren aquellas charcas en las que se ha comprobado la reproducción de Rana temporaria y de otras especies de anfibios, sobre todo para evitar que las vacas entren dentro de ellas, aunque en algunos casos se pudiera permitir dejar algunas zonas libres que permitieran que las vacas pudieran beber sin entrar dentro. De esta forma se impediría al menos que las vacas defecaran dentro de las charcas, lo que incrementaría los problemas de eutrofización descritos anteriormente.

Hasta ahora parece que la propuesta ha tenido cierto éxito, ya que si bien algunas charcas siguen sin ningún tipo de vallado y otras tienen cierres muy endebles que pueden ser fácilmente evitables por las vacas, en otras charcas, como por ejemplo en Pandecarmen, se ha llevado a cabo un vallado permanente y de gran solidez que impide totalmente el acceso del ganado.

Referencias

SCHMUTZER, A., GRAY, M., BURTON, E., & MILLER, D. (2008). Impacts of cattle on amphibian larvae and the aquatic environment Freshwater Biology, 53 (12), 2613-2625 DOI: 10.1111/j.1365-2427.2008.02072.x

7 comentarios:

  1. Hombre, eres un tío muy metódico, así que supongo que habrás tenido en cuenta lo que te voy a preguntar: ¿hay ahora más ganado que "antes"? Porque, en términos generales, el número de cabezas de ganado es el mismo desde hace siglos. Cambia la propiedad. Incluso, teniendo en cuenta ese cómputo, es aún menos lo que hay en el monte, pues ahora hay muchísimo estabulado.

    ResponderEliminar
  2. Según un par de artículos que leí, parece que ahora (al menos hace un par de años) hay más ganado del que hubo nunca. Me refiero a ganado vacuno, porque el caprino y el ovino si que bajó. Intentaré colgar las referencias esta semana.

    ResponderEliminar
  3. Gracies por ilustranos como siempre David. Como se que eres experto en el tema, te mando una cosa que seguro que te interesa. Igual lo conoces ya, pero por si no: www.eurekalert.org/pub_releases_ml/2010-05/aaft-v051010.php . Lo conseguí por una noticia en el periódico. Cada ves deprime más ver hacia donde vamos. Un saludo y a ver si logramos invertir estos procesos:
    Toño

    ResponderEliminar
  4. Hola David:

    Siempre aprendo cosas nuevas e interesantes cuando leo el blog. Mucho de ese ganado de montaña supongo que estará dedicado a la producción de leche para hacer queso. Queso asturiano, que me "chifla". Las preguntas son:

    ¿Sabes cuantas de las charcas aún sin protección eficaz tienen poblaciones de anfibios?

    Las medidas de protección (las vallas, vamos) ¿pudieran tener un efecto negativo sobre el ganado, más allá de tener que beber, diré, "por turnos" al ser el espacio de acceso al agua más reducido?

    Muchas gracias, como siempre.

    Nacho.

    P.D.:

    Tiene gracia la "verificación de la palabra" que me pide el sistema smells (literalmente "olores" en inglés). Me vienen a la cabeza las "boñigas" de las vacas y la eutrofización de las charcas.

    Nacho.

    ResponderEliminar
  5. Hola Nacho,
    aparte de para producción de leche, yo creo que actualmente la mayoría del ganado vacuno del parque, que sobre todo es raza asturiana de montaña, es para producción de carne.
    un saludo

    ResponderEliminar
  6. Muy interesante. No estaba al tanto de que se hubieran vallado algunas charcas. Gracias por contárnoslo. Un saludo.

    ResponderEliminar
  7. Toño, gracias por el enlace, conocía parte de la noticia. Lo cierto es que las cosas no andan nada bien para los anfibios y cada año parece que va a peor.
    un abrazo y gracias a todos por vuestros comentarios

    ResponderEliminar

Todo el mundo es libre de expresar sus opiniones, pero os agradecería que no escribieseis comentarios anónimos, al menos para tener un nombre al que dirigirse al establecer una conversación. Si no teneis una dirección de correo que permita poner el nombre al inicio, podéis firmalos al final del texto.

No admitiré insultos, el que insulte, falte al respeto a los demás o pretenda hacer de este blog una tertulia de tele5, que sepa que sus comentarios serán eliminados.

Gracias

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...