Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

viernes, 28 de mayo de 2010

Escapada a Monfragüe

El fin de semana del 21 al 23 de mayo nos escapamos de fin de semana al Parque Nacional de Monfragüe, invitados por nuestros amigos de la Asociación Ardeidas. Este espacio protegido se encuentra en la provincia de Cáceres y representa uno de los enclaves mejor conservados de bosque y matorral mediterráneo.

La Asociación Ardeidas, sin duda una de las asociaciones ornitológicas y conservacionistas más importantes de Castilla la Mancha, con sede en Talavera de la Reina, organiza desde hace varios años una salida a Monfragüe a la que suelen acudir un buen número de socios. En esta ocasión, Araceli y yo tuvimos la suerte de ser invitados por ellos a pasar unos días, durmiendo un par de noches en los chozos de Villarreal de San Carlos, que son restos de antiguas construcciones usadas por los ganaderos trashumantes y que han sido rehabilitados por el Parque Nacional.

Dehesa a la entrada de Monfragüe

Desde Asturies el viaje es mas llevadero de lo que podría parecer al ver el mapa, ya que la mayor parte de la Autovía de la Plata está terminada y desde Uvieo se llega en unas cinco horas. Al entrar en la provincia de Salamanca ya resultaba evidente que este año está siendo más lluvioso de lo normal, y que las lluvias del invierno y el principio de la primavera habían conseguido que el verde cubriera los campos y dehesas que a estas alturas del año ya deberían estar completamente amarillas. Aunque el pico de la floración ya ha pasado, muchas dehesas aun se encontraba completamente cubiertas de flores de todos los colores que les daban un aspecto impresionante.

Pareja de Cigüeñas negras (Ciconia nigra)

A los pocos kilómetros de tomar la carretera que une Plasencia y Navalmoral de la Mata nos desviamos hacia la carretera comarcal que nos llevó directos a la Portilla del Tietar, ya estábamos en Monfragüe. En este lugar se localiza uno de los puntos calientes del Parque, y nada mas parar el coche ya pudimos observar un Águila imperial (Aquila adalberti) y a un par de Cigüeñas negras (Ciconia nigra) volando sobre los cortados. Al menos 30 parejas de esta última especie nidifican en Monfragüe, lo que lo convierte en uno de sus mejores refugios, ya que sólo hay 900 parejas en toda Europa, de las que 200 se reproducen en Extremadura. Desde el mirador se puede observar uno de los nidos de las cigüeñas, un nido de Alimoche (Neophron percnopterus), varios nidos de Buitre leonado (Gyps fulvus) y si hay suerte el nido del Buho real (Bubo bubo), aunque nosotros no lo vimos y según nos comentaron después, este año no consiguió sacar adelante a los pollos que nacieron hace unos meses.

Poco después de esta visita relámpago a la Portilla del Tietar, donde nos encontramos con Miguel Angel y Paloma, nos dirigimos hacia Villarreal de San Carlos y a medio camino nos sorprendió un zorro (Vulpes vulpes) que estaba tan acostumbrado a la presencia humana que se acercó a nosotros solicitando comida sin asustarse en absoluto. En este caso se trataba de un ejemplar joven que después de que nos marcháramos siguió allí tumbado a la sombra esperando a que alguien más pasara a darle algo de comer.




Después de unos pocos kilómetros por una estrecha carretera llegamos a Villarreal de San Carlos, donde nos reunimos con parte del grupo y nos repartimos en los chozos, que tienen capacidad para que duerman unas 6 u 8 personas en literas de madera. A lo largo de la tarde fue apareciendo el resto del grupo y finalmente nos juntamos 29 personas con ganas de pegarnos unos buenos pateos por el monte y disfrutar de la fauna y la flora de éste lugar único.

Sentados a la puerta de "nuestro chozo"

La mañana del sábado nos levantamos temprano y después de desayunar comenzamos una ruta que sale desde Villarreal hasta el Cerro Gimio. A ambos lados del camino el suelo del bosque y el matorral estaba tapizado de flores, incluso las zonas que hace años estaban cubiertas de plantaciones de eucaliptos y que actualmente han sido arrancados y replantadas con encinas y alcornoques (vamos, igualito a lo que ocurre en Asturies).



A lo largo de la subida al cerro observamos gran cantidad de aves, destacando una pareja de cigüeñas negras y entre las rapaces los numerosos buitres leonados y un buitre negro (Aegypius monachus), mucho más escaso que su pariente, pero que en Monfragüe alcanza una de las mayores densidades poblacionales de la Península Ibérica, ya que se tienen controlados 250 nidos ocupados.

Buitre leonado (Gyps fulvus)



Una vez en la cumbre del Cerro Gimio pudimos disfrutar de una increíble panorámica de Monfragüe, ya que desde allí se ve perfectamente el Salto del Gitano y el Castillo de Monfragüe, así como gran parte del recorrido del Tajo y el Tietar.


Es suficiente con quedarse un rato sentado en este lugar para disfrutar del gran número y variedad de rapaces que se reproducen en la zona, ya que sin moverse podremos ver buitres leonados y negros, alimoches, milanos negros, águilas calzadas y culebreras y con suerte alguna perdicera o alguna imperial.

Lagartija colilarga (Psammodromus algirus)

Cuando el calor empezaba a apretar emprendimos el regreso hacia Villarreal pero sin perder detalle de todo lo que se movía entre los matorrales y brezales. Además de una rica fauna ornitológica, en Monfragüe hay una gran densidad de otros animales, como anfibios y reptiles. Una muestra de estos últimos es la Lagartija colilarga (Psammodromus algirus), que es frecuente en las zonas de rocas desnudas a estas horas del día.


A la vuelta seguimos el camino de las pasarelas, que discurre paralelo al Arroyo Malvecino, un afluente del Tietar. A lo largo de todo el trayecto se aprecia una buena muestra de bosque de ribera, que este año se encuentra muy frondoso debido a las intensas lluvias que han elevado el nivel del cauce casi un metro sobre el nivel normal de ésta época.


En un descanso que hicimos durante el camino para refrescarnos encontramos a una preciosa culebra de escalera (Elaphe scalaris) que pacientemente se dejó fotografiar por nosotros antes de escapar trepando por las ramas de un árbol cercano. Una vez abandonado el camino del arroyo, el valle se abre y comienza la subida hacia el pueblo. En uno de los pequeños cortados arcillosos, varios abejarucos (Merops apiaster) habían construido sus nidos aunque probablemente aun no hayan realizado la puesta, ya que no se observaba mucha actividad en la colonia, a pesar de que varios de ellos volaban en las proximidades y se posaban en los cables de alta tensión que colgaban sobre nuestras cabezas.


En las zonas abiertas, sobre todo en los bordes de los caminos, aun se veían pequeños grupos de Amapolas (Papaver rhoeas), aunque el pico de la floración de esta especie ya ha pasado.


Milano negro (Milvus migrans)

Águila culebrera (Circaetus gallicus)

Sin lugar a dudas, las aves rapaces son las estrellas de este espacio protegido, sobre todo por la presencia de Buitres negros y Águilas imperiales, de todas formas, la rapaz más abundante y que observamos en cualquier momento y en cualquier lugar del parque es el Milano negro (Milvus migrans). Además de milanos tuvimos la suerte de ver varias Aguilas culebreras (Circaetus gallicus), que han llegado hace pocas semanas de África y en estos dias se encuentran realizando las paradas nupciales.

Pero si hubo una especie de ave de la que pudimos disfrutar a placer durante esos días fue la Cigüeña negra. Además de verla volando sobre nosotros en varias ocasiones, tuvimos la suerte de verlas en dos de sus nidos, que casualmente habían sido construdios a un par de metros sobre el agua del Tajo, y que tenían tres pollos en los dos casos.

Nido de cigüeña negra en el Puente del Cardenal

Nido de cigüeñas negras en el nuevo sitio del Salto del Gitano

Otra curiosidad es que este año, el tradicional nido del Salto del Gitano, con toda seguridad el nido de cigüeña negra más visitado de España, y que llevaba siendo ocupado ininterrumpidamente durante décadas, había sido usurpado por una pareja de Buitres leonados y las cigüeñas se tuvieron que construir un nuevo nido en una pequeña isla a pocos metros.


Dos vistas desde el Castillo de Monfragüe

Una visita obligada cuando se acude a Monfragüe es la subida al castillo, aunque sólo se conserva parte de la muralla original y de una de las torres, se puede subir a ella y desde allí se tienen las mejores vistas de todo el parque, desde los embalses del Tajo, hasta los montes de encinas y alcornoques y las dehesas. Además se puede disfrutar de la vista de numerosas rapaces con una perspectiva a la que no estamos acostumbrados, por encima de ellas.

A los pies del castillo se encuentra el Salto del Gitano, probablemente una de las mecas de la ornitología en España, ya que desde la misma carretera se ven a escasa distancia al menos dos nidos de cigüeña negra, la mayor buitrera del Parque, con 150 nidos de buitre leonado, un nido de halcón peregrino, un nido de buitre negro, un nido de Alimoche y con suerte una pareja de buho real. Además en los acantilados se reproducen numerosos paseriformes: aviones roqueros, golondrinas daúricas, escribanos y roqueros solitarios (Monticola solitarius), que tiene una gran querencia por las rocas situadas bajo el observatorio.

El Salto del Gitano

Alimoche (Neophron percnopterus)

Mirando los nidos

El fin de semana se estaba terminando, pero después de estos tres días y a pesar de que no era la primera vez que vistába Monfragüe, nos fuimos con mejor recuerdo que nunca. Nos encontrarnos con nuestros amigos Miguel Angel, Paloma, Jose Luis y Conchi  y además conocimos a un montón de gente encantadora con la que aparte de disfrutar del monte, los bichos y las plantas compartimos muchas conversaciones, comidas y sobremesas. Un abrazo y muchas gracias a todos, esperamos veros pronto, ya sea en Talavera, aquí en el norte, o en cualquier otro sitio.


Pero que bien se te da !!

Para terminar esta crónica, os cuelgo una lista a modo de resumen de las especies de aves, mamiferos, anfibios y reptiles, que observamos en estos 3 días, por orden de aparición (vistos y oídos), como en los créditos de las películas. Ah, y voy a usar los nombres de toda la vida, lo siento pero a mi los busardos, las aguilillas y las águilas-azores no me convencen.

AVES (53)
Buitre leonado, Avión roquero,  Águila imperial, Águila perdicera, Mito, Cigüeña negra, Gorrión común, Rabilargo, Tórtola turca, Buitre negro, Avión común, Abejaruco, Milano negro, Águila calzada, Golondrina común, Urraca, Alcaudón real, Triguero, Ruiseñor común, Golóndrina daúrica, Roquero solitario, Garza real, Mirlo común, Lavandera blanca, Águila culebrera, Verderón común, Ruiseñor bastardo, Oropéndola, Curruca rabilarga, Pinzón vulgar, Tórtola común, Gavilán, Mirlo acuático, Chochín, Curruca capirotada, Estornino negro, Alcaudón común, Cogujada común, Perdiz roja, Arrendajo común, Petirrojo, Chova piquirroja, Verdecillo, Vencejo común, Escribano montesino, Colirrojo tizón, Carbonero común, Cuervo, Alimoche, Agateador común, Cormorán grande, Chotacabras pardo, Gaviota reidora, Vencejo real.

MAMIFEROS (2)
Zorro, Ciervo

ANFIBIOS (4)
Sapo común, Rana verde ibérica, Ranita meridional, Gallipato.

REPTILES (7)
Salamanquesa común,  Lagartija ibérica, Culebra de herradura, Lagartija colilarga, Lagarto ocelado, Lagartija colirroja, Culebra de herradura.

Y no podía faltar la lista de todos los que nos reúnimos a pasar estos días, todos miembros de Ardeidas, salvo Araceli y yo, y nuestra amiga Mónica que se unió al grupo el último día, espero que no se me olvide nadie.

Juanjo, Eugenio, Gloria, José Luis, Manolo, Yolanda, José Luis, Conchi, Ana, José Manuel, Angelines, Paco, Claudia, Alejandro, Gonzalo, Javi, Flora, Eva, Candela, Antonio, Nicolas, Richard, Iñaki, Ana, Mónica, Paloma, Miguel Angel, Araceli y David, ahh, y Jara y Kika.

12 comentarios:

  1. me parece que me he colado, jeje, será la costumbre de verlas por el norte

    ResponderEliminar
  2. me refería a la lagartija iberica (Podarcis hispanica), ya lo corregí en el texto

    ResponderEliminar
  3. EL placer ha sido nuestro... cualquier cosa me puedes encontrar en www.orniteca.com

    ResponderEliminar
  4. una cronica estupenda y unas fotos muy buenas.

    un saludo de uno de ardeidas que no pudo ir.

    http://albertoalpha200.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  5. Enhorabuena, David, por la estupenda crónica de Monfragüe. Fué una convivencia inolvidable. Tenéis que venir, Araceli y tú, más a menudo por el centro peninsular, que hay más bichos que por allí arriba...
    Lo que menos me gusta de la crónica es la última foto, ese señor que sale fregando los platos.
    Saludos, Miguel Ángel y Paloma.

    ResponderEliminar
  6. Hola Miguel Angel,
    pues ya sabeis, teneis que devolver la visita, que alli habrá muchos bichos pero no teneis mar, jaja. A ver si para septiembre organizamos una salida para ver aves marinas y cetáceos.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Felicidades, por el comentario de la estancia en Monfragüe y sobre todo por este Blog tan estupendo y tan mimado que tienes. Lo visito por primera vez, gracias a mi amigo José Luís que nos avisa por correo electrónico dónde esta lo bueno. Muchas Gracias Angela Casitas.

    ResponderEliminar
  8. D. David, deseo felicitarle por tan señalado blog; lo he descubierto hace poco y ya he pasado mis buenos ratos trasteando por el mismo.

    Respecto a Monfragüe, recordarte que la primera vez que pisaste este lugar creo recordar que fue en un viaje conjunto (eso sí, con bastante más pelo ambos dos...).

    Un abrazo.

    Malvador

    ResponderEliminar
  9. Hola Salva,
    gracias por la visita, prestame mucho que te guste el blog.

    Si que me acuerdo de nuestra primera visita a Monfragüe, si no recuerdo mas en 1982,jajaja, ya llovió. De aquella todavía se podía acampar libremente por allí.

    un abrazo y ya nos vemos

    ResponderEliminar
  10. Salva!!!! coño, pensaba que eras Salva el de aqui!! pero lo acabo de encontrar y le pregunté y evidentemente no era él, o sea que era el señor Feo. Me lo tenía que haber imaginado por lo del "señalado blog". Tienes mi correo en el perfil, a ver si nos ponemos al dia.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Jajajaja... qué empanada, chavalote; esta nueva acogida ya me cuadra mucho más (y eso que te había dejado el "Malvador" de pista).

    Prometo escribirte al correo un día y ponerte al día en lo que pueda.

    Yo también sigo saliendo al campo lo que puedo (las responsabilidades paternales obligan, por no hablar del trabajo), por toda España, pero a fotografiar plantas (leñosas sobre todo); ya sabes que no le hago ascos tampoco a los "murgaños" (o herpetos).

    Otro abrazo muy fuerte y recuerdos a todos por allí. Qué coño, a ver si nos vemos, que me apetece mucho.

    ResponderEliminar

Todo el mundo es libre de expresar sus opiniones, pero os agradecería que no escribieseis comentarios anónimos, al menos para tener un nombre al que dirigirse al establecer una conversación. Si no teneis una dirección de correo que permita poner el nombre al inicio, podéis firmalos al final del texto.

No admitiré insultos, el que insulte, falte al respeto a los demás o pretenda hacer de este blog una tertulia de tele5, que sepa que sus comentarios serán eliminados.

Gracias