Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

martes, 22 de marzo de 2011

Un castillo a la luz de la luna

El castillo de Tudela al atardecer. Se ve a Sirio sobre la torre

El pasado sábado la luna se acercó a la Tierra mas que nunca en los últimos 20 años. Debido a la escentricidad de la órbita lunar, nuestro satélite no se encuentra siempre a la misma distancia de la Tierra, pasando a lo largo del año por momentos de máximo alejamiento (apogeo) y por otros de máximo acercamiento (perigeo). Pues además de esa variación anual, con un ciclo aproximado de dos décadas, la luna se acerca mas de lo normal. A este fenómeno se le suele llamar coloquialmente "luna gigante" y es algo espectacular, tanto por el tamaño aparente de la luna (evidentemente la luna ni crece ni mengua) como por su luminosidad.

El sábado era el día, pero como suele ser habitual en Asturias, aunque amaneció despejado se fue nublando poco a poco y al final nos tuvimos que conformar con ver a la luna aparecer fugazmente entre las nubes. El domingo cambió el panorama y el cielo aguantó completamente limpio hasta entrada la noche, así que poco antes de que oscureciera me acerqué al Picu Castiellu, cerca de Olloniego donde tenía la intención de hacer unas fotos de las ruinas del castillo de Tudela, un lugar que había descubierto hacía poco y que me apetecía visitar por la noche.

Orión sobre el castillo

Después de ponerse el sol aun pasaron dos horas hasta que la luna salió por el horizonte. Hasta que apareció no me pude resistir a hacerle unas fotos a Orión que se había colocado estratégicamente sobre los restos del castillo. Cuando apareciera la luna ya no se podría ver porque la intensidad de su luz lo eclipasaría completamente.


Aproximadamente a las 21:30 apareció la luna por el horizonte y aunque el plenilunio había sido la noche anterior seguía pareciendo enorme y muy luminosa. En pocos minutos la oscuridad desapareció y se podían apreciar perfectamente las siluetas de los árboles y las montañas de los alrededores

Silueta del castillo a la luz de la luna

NOTA: El castillo de Tudela se había edificado sobre los restos de un castro prerromano en el siglo IX, durante el reinado de Ordoño I. Alfonso III lo reconstruyó debido a la importancia estratégica que tenía como defensa del valle del Nalón y el control del paso entre Asturies y Leon. El rey Juan I de Castilla ordenó su derribo en el año 1383 quedando en pie solo parte de una de las paredes. Si queréis ampliar las fotos haced click sobre ellas.

Actualmente, y a pesar de haber sido declarado Monumento Histórico-Artístico en 1965 las ruinas del castillo se está cayendo a pedazos, porque según parece no hay dinero para conservarlo. Mientras tanto se siguen dilapidando cantidades ingentes de dinero en obras faraónicas de dudoso gusto para que alcaldes y políticos salgan en la foto.

4 comentarios:

  1. Jóder la que has liado con la Energía Atómica...pero vale la pena tu lucha. El drama es que fíjate las alternativas, los malditos molinos que están jodiendo todos los paisajes o las antiestéticas placas solares que están prostituyendo la "quinta fachada" que es la cubierta de casas y ciudades. Como arquitecto, ando ya estudiando le ENERGÍA GEOTÉRMICA,creo que aquí hay mucha posibilidad de climatizar viviendas con cero polución de cualquier tipo.

    ResponderEliminar
  2. No sabía que la geotérmica podía ser útil en España, hace unos añoes estuve en Islandia y allí me acuerdo que toda la energía era geotérmica y gratis para la población. Pero claro, aquello es un volcán.
    un saludo

    ResponderEliminar
  3. Hoy por hoy la geotérmica se está instalando más que la biomasa, según sé por una empresa asturiana de renovables. La instalación es cara pero, una vez hecha, el gasto es cero.
    ángeles.

    ResponderEliminar
  4. No conozco el sitio y procuraré darme una vuelta por el entorno ya que me parece interesante verlo.Por desgracia tienes razon, hay cosas que que se deberian conservar como en este caso, y hay cosas que solo son para dar fama a los politicos.
    Un saludo

    ResponderEliminar

Todo el mundo es libre de expresar sus opiniones, pero os agradecería que no escribieseis comentarios anónimos, al menos para tener un nombre al que dirigirse al establecer una conversación. Si no teneis una dirección de correo que permita poner el nombre al inicio, podéis firmalos al final del texto.

No admitiré insultos, el que insulte, falte al respeto a los demás o pretenda hacer de este blog una tertulia de tele5, que sepa que sus comentarios serán eliminados.

Gracias