Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

lunes, 26 de noviembre de 2012

Setas peligrosas: Amanitas

Amanita phalloides

De todas las setas que podemos encontrar en la Península Ibérica, la más peligrosa de todas es la Amanita phalloides, una especie cuya ingestión puede resultar mortal incluso en dosis muy pequeñas. La mayoría de las intoxicaciones se producen por confusión con otras setas comestibles, como por ejemplo los champiñones, de los que se distingue por la presencia de volva y porque las laminillas son blancas, mientras que en los champiñones son rosadas. Esta especie puede encontrarse en todo tipo de bosques, aunque suele ser más común en bosques caducifolios.

Amanita phanterina

Otra especie tóxica del mismo género que la anterior es la Amanita pantherina, que tiene un sombrero de color pardo con manchas blanquecinas. Esta especie es muy tóxica en ocasiones también puede resultar mortal.

Amanita muscaria

La seta más conocida del género Amanita, y posiblemente una de las setas más conocidas por todos es la Amanita muscaria o Atrapamoscas, que recibe este nombre porque contiene una sustancia, la muscarina, que hace que las moscas, al entrar en contacto con la seta caigan en un estado semiletárgico. Esta especie, al igual que sus dos parientes anteriores es tóxica, aunque no suele resultar mortal, pero si producir vómitos y diarréas. Las características manchas blancas que cubren el sombrero esta especie son restos de la volva y pueden perderse después de día de lluvia intensa, por lo que pueden aparecer de un color rojo liso.


Pero no todas las especies de Amanitas son venenosas o tóxicas. Curiosamente, una especie de este género, la Amanita caesarea, es considerada la mejor seta comestible e incluso es denominada por muchos como la reina de las setas. Su nombre científico se debe al emperador romano César Augusto, ya que eran su plato favorito. También eran las favoritas del emperador Claudio, lo que aprovechó Agripina para asesinarlo, al mezclarle unas pocas Amanitas phalloides en un plato de caesareas.

Pero nadie mejor que Carlos Arguiñano y Manuel Manquiña para explicarnos la diferencia entre estas dos especies de setas:



NOTA: haced click en las fotos para verlas a mayor tamaño.

5 comentarios:

  1. La phalloides es la leche...yo no he visto nunca una por aquí y mira que no tiene mala pinta...jóder, la Agripina si que sabía, más que el cachondo del Arguiñano!

    ResponderEliminar
  2. En un libro titulado "Animales que se drogan", Giorgio Samorini, un investigador italiano, expone una hipótesis curiosa sobre la amanita muscaria y las moscas. Explica que en realidad las moscas no mueren, que ya hace mucho algúnos micólogos y entomólogos se dieron cuenta que las moscas entraban en un estado letárgico del que se recuperaban al cabo de un tiempo, y que tampoco la muscarina es responsable de esto sino un alcaloide llamado ácido iboténico, alucinógeno. Giorgio Samorini propone que las moscas acuden a las setas para colocarse.

    un saludo
    Miguel Ángel

    ResponderEliminar
  3. Juanma Bajo Ulloa y Karlos Arguiñano. ¡Qué peliculón!

    ResponderEliminar
  4. El muscimol, derivado de la muscarina tras un proceso de secado es el analgésico mas potente que existe, además de desatar un estado de euforía increible a quien toma esta seta, los guerreros berseker y los guerreros de élite celtíberos la comían para ser imparables en batalla, sin cabeza, las posibilades de acabar intoxicado o habiendo hecho una salvajada son muy grandes

    ResponderEliminar

Todo el mundo es libre de expresar sus opiniones, pero os agradecería que no escribieseis comentarios anónimos, al menos para tener un nombre al que dirigirse al establecer una conversación. Si no teneis una dirección de correo que permita poner el nombre al inicio, podéis firmalos al final del texto.

No admitiré insultos, el que insulte, falte al respeto a los demás o pretenda hacer de este blog una tertulia de tele5, que sepa que sus comentarios serán eliminados.

Gracias