domingo, 22 de enero de 2012

¡Sácame esa planta de la habitación que me asfixio!


Siempre me ha llamado la atención la facilidad que tiene el ser humano para tomar como ciertos los mitos y leyendas relacionados con la biología. Incluso cuando hay pruebas irrefutables que confirman que no tienen ningún fundamento científico, es sorprendente la cantidad de gente que sigue aceptándolos "por si acaso".

Pasillo de un hospital por la noche

Una de las leyendas más extendidas es la de las plantas que consumen el oxígeno de los dormitorios durante la noche, por lo que hay que sacarlas de la habitación nada mas ponerse el sol para evitar el riesgo de fallecer de asfixia. Hace poco tiempo me tuve que quedar en el hospital a dormir y en un momento en el que salí de la habitación, me sorprendió ver el pasillo repleto de orquídeas, ficus y ramos de flores, que si hiciéramos caso a la leyenda estarían salvando de hipoxia a los pacientes de la habitación, pero estarían condenando a una muerte agónica a las enfermeras y personal sanitario que deambulaba por allí.


¿Pero tienen fundamento todos estos temores y precauciones? La respuesta claramente es que no. Evidentemente las plantas, como todos los organismos vivos, respiran, tanto por el día como por la noche. Durante el día, las plantas consumen oxígeno y liberan CO2 como hacemos nosotros, pero además, mediante la reacción química de la fotosíntesis transforman la materia inorgánica en orgánica con ayuda de la energía solar y en ese proceso liberan oxígeno al aire, que proviene de la disociación de las moléculas de agua.


Por la noche, o sea, en ausencia de luz solar, las plantas sólo respiran, pero el balance final de los dos procesos es que las plantas producen más oxígeno del que consumen. Debemos tener en cuenta que todo el oxígeno que hay en la atmósfera procede de las plantas superiores, algas y fitoplancton que realizan la fotosíntesis. La atmósfera primitiva no contenía oxígeno, pero contenía grandes cantidades de dióxido de carbono (CO2), metano (CH4) y amonio (NH4+). Actualmente, la composición aproximada de la atmósfera es de 78% de nitrógeno, 21% de oxígeno y el 1% restante está compuesto por anhídrido carbónico y otros gases. Y todo ese oxígeno ha sido liberado por las plantas, por lo que es evidente que liberan mas oxígeno del que consumen.


Pero volvamos a nuestra orquídea del hospital, el terrible enemigo del paciente capaz de consumir el oxígeno de la habitación donde el pobre enfermo se recupera de una operación. ¿Cuánto oxígeno consume por la noche? Aunque la tasa respiratoria de las plantas varia según la temperatura y según la especie, se estima que una planta como una orquídea tiene una tasa metabólica aproximada de 0,51 mililitros de Oxigeno por cada gramo y hora, o sea, que una planta de unos 200 gr consumirá 102 ml de O2/hora.

¿Pero eso es mucho o poco? Supongamos que una habitación de hospital estándar tiene 4 x 4 m de planta y 2,5 m de altura. El volumen de aire en esa habitación seria de 40 metros cúbicos, o sea, de 40.000 litros, de los que el 21% son oxígeno, o sea, que en esa habitación hay 8.400 litros de oxígeno. Teniendo en cuenta que nuestra nuestra terrible y asesina orquídea consume 0,102 litros de oxígeno por hora, necesitaría 82.352 horas para consumir todo el oxígeno de la habitación, más o menos 9 años y cuatro meses. No parece demasiado probable que pueda asfixiarnos en una noche.

Enfermera zombi. Pasó a este estado después de una noche deambulando por un pasillo del hospital lleno de plantas

Y por último, curiosamente todas las personas que sacan las plantas de la habitación al llegar la noche, no se plantean sacar al pasillo a su compañero de cama, que consume infinitamente más oxígeno, no hace la fotosíntesis y además ronca.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...